Vivimos en un mundo en constante evolución, con nuevas tecnologías y formas de vivir, lo que implica también un progreso necesario en el comportamiento que tengamos en torno a estos avances. Claro está que nuestro objetivo es mejorar nuestra calidad de vida utilizando nuevas tecnologías, pero no al contrario.

Es por ello que hemos preparado este artículo enumerando algunos de los consejos más importantes para ordenar tu vida digital, mejorando así tu calidad de vida.

1. Si no quieres ser molestado, activa «no molestar»

Desde los primeros teléfonos de hogar hemos tenido la costumbre de criticar a quién nos llame por teléfono a las tres de la mañana, contestando de todas maneras pero de mal humor. Hoy en el planeta se encuentra altamente globalizado, por lo que cada vez interactuamos más con personas que viven en otras zonas horarias.

Es por ello que te recomedamos activar el modo «no molestar» integrado en tus equipos; recuerda que puedes activarlo por horarios automáticos y definir excepciones, como por ejemplo una llamada de tus hijos.

2. Si quieres enviar un mensaje instantáneo, ¡que sea uno!

Es impresionante la cantidad de notificaciones que recibimos al día en nuestros dispositivos móviles, por lo que hay que tomar control sobre ello. Cada vez que recibimos una notificación generamos una distracción, en muchos casos completamente innecesaria. Hoy en día puede ser considerado inapropiado enviar más de un mensaje instantáneo para comunicar algo a otra persona; si realmente es importante como para hacer sonar su celular tantas veces, ¿puedes hacer una llamada telefónica no?

Por lo tanto, la recomendación es: Si vas a enviar un mensaje instantáneo, piensa, escribe y luego presiona enviar. Lamentablemente todavía no hay forma de agrupar notificaciones, pero aplicaciones como Telegram están inaugurando mensajes instantáneos sin notificación para que el receptor lo lea simplemente cuando tenga tiempo.

3. No asumas conexión permanente

¿Alguna vez has recibido un mensaje por WhatsApp simplemente diciendo: «Hola, cómo estas»? Lo ideal para optimizar la comunicación por mensajería instantánea es que enviar un mensaje transmitiendo algo de información, para que así cuando la contra-parte vea el mensaje pueda ayudarte con lo que necesitas.

A fin de cuentas, el objetivo de la comunicación instantánea es resolver temas de conversación de forma expedita. Y recuerda que existen los mensajes de audio, tal vez en algunos casos puede ser la forma más sencilla de enviar un mensaje.

4. No dejes de estar presente

Este es probablemente uno de los puntos que más problemas genera hoy en día. Estar en una reunión con amigos y al mismo tiempo conversar por tiempos prolongados con alguien que no está en ese lugar es algo que debes evitar a toda costa. Lo mismo en otras situaciones; si no puedes estar presente en ese momento mejor dilo y busca otra solución. 

Hay estudios que incluso han demostrado que simplemente con tener un smartphone sobre la mesa incide negativamente en la interacción entre las personas que participan de la reunión. Recuerda que una conversación no consiste sólo en escuchar lo que dicen las personas, hay muchas otras cosas a las que prestar atención. Ya sea una reunión de trabajo o familiar, verás que los resultados serán mucho más agradables si es que das tu atención plena a lo que estás haciendo en ese momento.

5. No llames dos veces seguidas

Con la excepción de que sea una emergencia declarada, no llames a una misma persona dos veces seguidas en un lapso pequeño de tiempo. Una llamada perdida deja una notificación en el teléfono receptor, por lo que es completamente razonable esperar a que esta persona tenga la posibilidad de devolver nuestra llamada.

Para ello también existe una solución, si es que eres la persona que no puede tomar la llamada, una buena medida es configurar mensajes de bloqueo como por ejemplo «Hola, en estos momentos estoy en una reunión pero contestaré más tarde». De esta manera reduces la ansiedad por parte de quién desea comunicarse contigo. 

Es más, rechazar una llamada telefónica no es una falta de respeto. Si es que no puedes contestar está completamente bien cortar la llamada para que quién está llamando no pierda su tiempo intentando contactarse. Una vez que rechazas la llamada el usuario ve un mensaje como el siguiente «Línea Ocupada». Si bien lo ideal es enviar un mensaje de rechazo, también es una posibilidad bloquear una llamada para contestarla más tarde, pero corres el riesgo de olvidarlo.

Algunas conclusiones finales

Sin lugar a dudas cada uno de los puntos anteriormente expuestos tiene sus excepciones y pueden ser moldeados a la realidad de cada persona. A fin de cuentas, cada persona tiene su sello personal y tiene derecho a tomar sus propias decisiones.

Con algo de empatía podrás siempre estar adaptado a nuevas tecnologías y desarrollar una vida plena, sin ser entorpecido. Ya está totalmente demostrado que tu teléfono móvil incide en la comunicación no verbal entre las personas. ¿Qué vas a hacer al respecto?